Llevamos tiempo trabajando por llevar la exposición “Diálogos. Arquitectura del siglo XXI – Elkarrizketak.XXI. mendeko arkitektura bizkaitarra” por distintos municipios del País Vasco en un empeño por compartir y divulgar el valor de la arquitectura vizcaína de este siglo. Durante este mes de febrero se puede disfrutar de la exposición completa albergada en tres salas de exposiciones del ayuntamiento de Barakaldo.

En esta ocasión gracias al interés de las personas que trabajan en el área de cultura hemos podido acompañar la exposición de dos actividades complementarias a la misma junto con Víctor Ugarte.

Conferencia “Diálogos en profundidad. Descubriendo la arquitectura vizcaína del siglo XXI”: Teniendo como referente la propia exposición era la oportunidad de compartir algunas claves para mirar y disfrutar de la arquitectura de nuestro entorno desde un punto de vista diferente. A medida que íbamos avanzando por los diferentes temas de la exposición se iban analizando las claves para descubrir y escuchar el diálogo que establecen los edificios y los espacios públicos construidos con el entorno que los acoge.

Visita guiada a la propia exposición. Tras haber desvelado algunas de las claves para aprender a mirar la arquitectura, la visita a la propia exposición y el análisis de cada uno de los paneles identificando la problemática y las soluciones propuestas por los propios autores fue el complemento perfecto para seguir profundizando en estos aspectos.

La acogida de ambas actividades ha sido francamente buena y da pie a plantear actividades similares, no sé si en torno a esta exposición, pero sí en la línea de acompañar a descubrir la arquitectura desde otra mirada. Las sensaciones de quienes nos han acompañados en estas dos jornadas es la de empezar a ver la ciudad buscando el diálogo que establecen los edificios, intentando averiguar las preguntas para ver las respuestas que ofrecen.

Desde aquí agradecemos a Yolanda Bozal, Itziar Asensio, Iñigo Goiri y Carmen Rodríguez la apuesta que desde el área de cultura de Barakaldo han hecho para que esta experiencia haya sido posible.